excellent, connected and individual

Un perito judicial se podría decir que sería la de aquel perito o forense, experto de la materia, que ha sido nombrado por el Juez por el hecho sobrevenido de la necesidad de que una persona dotada con conocimientos especializados y reconocidos en la materia del caso, con objetividad e independencia, transmita una información, razones o argumentos concretos sobre el caso para poder dictar el fallo.

Dentro de nuestra área de servicios profesionales, informes periciales – forensic, encontrara la más amplia variedad en peritajes, tanto ejerciendo como peritos judiciales o como peritos de parte. Nuestros informes periciales (o dictamen pericial) están soportados por nuestra gran y demostrable experiencia en la emisión y posterior ratificación y nuestra rigurosa metodología utilizada. El área “pericial” de nuestra firma está formada por profesionales con experiencia en la auditoria, como expertos económicos, finanzas y valoración, entre otros. Para más información, vea apartado “informe pericial”.

El perito judicial aporta su opinión técnica objetiva sobre el caso, donde tras un estudio exhaustivo de las cuestiones del asunto a tratar, emite sus conclusiones. Citar que, el perito judicial, está sujeto a las exigencias establecidas en la legislación vigente como la Ley de Enjuiciamiento Civil.

Para que un perito judicial, o los peritos judiciales, pueda ser designado por los juzgados, debe estar incluido en las listas de peritos anuales de los correspondientes colegios profesionales y cumplir unos requisitos que nuestra firma, Munt Audit&Forensic, cumple con creces.

Por ello, en la actualidad, Munt Audit&Forensic se encuentra incluida como perito judicial en las distintas listas oficiales de Peritos Judiciales de las principales ciudades de nuestro país.